Módulos Temas Día

Gobierno cree que 14,000 empresas confeccionistas están en riesgo

En el Ejecutivo se considera que proceso en Indecopi trata de evitar que este sector desaparezca. Debido a la competencia desleal de China, 30% de los confeccionistas en Gamarra han pasado a importar ropa, tratando de no tener que salir del mercado.

Antidumping. Algunos gremios piden medidas. (Manuel Melgar)

Una de las promesas de Ollanta Humala en su primera visita a Gamarra ya como presidente, fue que su gobierno ayudaría a este emporio en su pelea contra competencia desleal de las confecciones chinas.

Una fuente del Ejecutivo reveló a Gestión, que dicha promesa nunca fue olvidada sobre todo porque hay números que mostrarían que debido a la competencia desleal de China, al menos un 30% de los confeccionistas de Gamarra han tenido que pasar de ser productores a importadores de prendas chinas con tal de no salir del mercado.

"Según los datos que existen en este momento habrían 14,000 empresas confeccionistas, principalmente en Lima y Callao en peligro de salir del mercado por la competencia desleal de las importaciones chinas", anotó.

Sin embargo hizo hincapié que la investigación de oficio iniciada por Indecopi haya tenido que ver con una decisión desde Palacio de Gobierno.

"Ellos (Indecopi) han abierto la investigación con la intención de evitar que la rama de producción nacional del algodón, principalmente, se reduzca a su mínima expresión, o incluso desaparezca en el tiempo. Algunos gremios han afirmado que de aplicarse medidas antidumping a las prendas chinas, éstas se encarecerían en el mercado peruano, lo cual no es cierto", manifestó la fuente consultada.

Indicó que sólo por poner un ejemplo, actualmente un pantalón que llega a Aduanas al precio de US$4, se vende en cualquier tiendas por departamento del país a US$40. "Lo único que va pasar, si se aplica una medida como la que se menciona, es que se reducirán los márgenes de rentabilidad de las importadoras, que no afectaran mucho sus ganancias, pues en ciertos casos éstas llegan hasta el 400%", dijo.

Al respecto, el presidente del Comité de Confecciones de la SNI, Felipe James, dijo que si bien su gremio no pide proteccionismo, lo cierto es que todos los días entran al país prendas chinas a precios irreales e irrisorios.

"Lo único que queremos es que Aduanas haga su trabajo porque allí hay algo que no huele bien y que está afectando a la industria nacional", sostuvo a Gestión.

En su último informe de gerencia, la compañía Universal Textil señala que pese a que las importaciones de tejidos y prendas de vestir de China e India, así como de diversos países asiáticos han disminuido en los últimos meses, se sigue observando el ingreso al país de cantidades importantes de estos productos a precios que resultan prácticamente imposibles de competir en el mercado local.Agrega que espera que la investigación de Indecopi culmine pronto.

Tormenta algodoneraSegún la fuente del Ejecutivo consultada, otra de las preocupaciones del actual gobierno es lo que sucede con los algodoneros. Se considera que debido a que EE.UU. otorga subvenciones al cultivo de algodón a sus agricultores, lo cual desvirtuan el precio real. "Ahora dicha práctica no afectaría tanto a la rama nacional si no fuese porque a la fecha, el 99% del algodón que importa el Perú proviene de ese país", anotó la fuente.

Comentó que esta situación ha hecho que los costos de producción del algodón por parte de los agricultores peruanos "no puedan ser internalizados en la misma magnitud al precio de venta final, lo cual les resta competitividad frente al insumo importado", dijo.

Según datos oficiales, la diferencia de precio entre ambos productos (peruano y estadounidense) es de 18% a favor de éste último, lo que equivale a US$1,000 de ahorro para el industrial que compra algodón importado.

Al respecto, la fuente anotó que con tal diferencia de precios, los algodoneros peruanos no pueden competir. "La industria ya se ha beneficiado por más de 15 años con estos precios, mientras que la producción algodonera local se han venido a menos en este período", anotó.

En ese sentido, detalló que en los últimos siete años, los algodoneros peruanos han perdido más de 25 puntos porcentuales en su participación de mercado, mientras que las importaciones de algodón estadounidense ganaron 31 puntos porcentuales en el mismo período.

ComexIndecopi sólo busca tranquilizar a los algodoneros y confeccionistas

Cierran filas. Respecto a la investigación a las importaciones de algodón de EE.UU., y las prendas de vestir y complementos de China, Comex teme que los resultados preliminares revelen claramente las intenciones de Indecopi de imponer medidas proteccionistas, que buscan a todas luces, frenar las importaciones de ambos productos.

"Con la medida compensatoria al algodón, el Indecopi estaría buscando tranquilizar a los algodoneros. En nuestra opinión el daño a la producción nacional de este cultivo no son las importaciones de EE.UU sino factores estructurales vinculadas a la infraestructura y productividad", manifestó el gremio.

Otro grupo, según Comex, al que se quiere tranquilizar es a los confeccionistas pero lo que no se ha previsto es que una medida antidumping a las prendas chinas se afectará también a todos los peruanos.

Leer comentarios ( )