Módulos Temas Día

GM quiere reducir salarios y aumentar jornada para nuevos empleados en Brasil

Los sindicatos de los trabajadores de las fábricas situadas en el estado de Sao Paulo, negocian estos días un nuevo convenio exigido por el gigante automovilístico.

GM

GM afirmó que en los próximos meses, Marketplace estará instalado en cuatro millones de vehículos.

Reuters

General Motors (GM) quiere reducir salarios y aumentar la jornada de trabajo para los nuevos contratados, así como liberar la tercerización en todas las actividades en dos de sus plantas en Brasil , en el marco de una reestructuración global de la empresa, según fuentes sindicales.

Los sindicatos de los trabajadores de las fábricas situadas en Sao José dos Campos y Sao Caetano do Sul, ambas en el estado de Sao Paulo, negocian estos días un nuevo convenio exigido por el gigante automovilístico.

GM ya ha presentado una primera propuesta con 28 puntos para los trabajadores de Sao José dos Campos, los cuales serán negociados a partir de ahora con el sindicato de la planta.

Entre los planteamientos figuran "aumento de la jornada de trabajo", "liberalización de la tercerización en toda la fábrica", y "fin del transporte fletado" para los empleados.

La compañía, con sede en Detroit (Estados Unidos), también pretende implementar la "jornada intermitente" (por hora o día) y acabar con "la estabilidad laboral para lesionados" por accidentes en el trabajo, señaló en una nota el sindicato de los metalúrgicos de Sao Jose dos Campos.

Esta última cláusula, dice el sindicato, es una conquista "histórica" que data de la década de los 80 y que "cada año GM intenta derribar".

GM pretende que la jornada laboral para los nuevos contratados pase de las 40 horas semanales a las 44, con una reducción de 30.4% en el salario base al pasar de los 2,300 reales actuales (US$ 605) a los 1,600 (US$ 20), de acuerdo con el documento.

También quiere "reducir la bonificación nocturna para el porcentaje" previsto en la actual legislación para pasar de 30% a 20%, la "revisión, inclusión, exclusión y adecuación de las cláusulas sociales" y la "alteración de plan médico".

En cuanto a implementar contratos por horas o días o tercerizar cualquier actividad de la empresa, ambas posibilidades fueron liberadas en la reforma laboral aprobada por el anterior Gobierno de Michel Temer (2016-2018).

El sindicato indicó que "ya se posicionó contra esas propuestas", pues consideran que "traen graves perjuicios económicos y sociales para los metalúrgicos".

"Los trabajadores están indignados con la propuesta de GM. El sindicato es contrario a la retirada de derechos y continuará con el proceso de negociación, pero la decisión final cabrá a los trabajadores", afirmó el vicepresidente del sindicato, Renato Almeida.

"Queremos tratar el asunto con total transparencia y dando continuidad a la lucha por empleos y derechos", completó en la nota.

En cuanto a la unidad en Sao Caetano do Sul, fuentes del sindicato que representa a los trabajadores de esa fábrica señalaron a Efe que las propuestas que GM les ha presentado son parecidas a las de Sao Jose dos Campos, aunque varían en algunos puntos.

General Motors ya advirtió en un comunicado enviado a sus trabajadores que la situación de la empresa "es crítica" y que futuras inversiones en Brasil dependerán de las negociaciones con las autoridades locales, los sindicatos y los proveedores.

Tags Relacionados:

GM

General Motors

Brasil

Leer comentarios ( )