Módulos Temas Día

La energía renovable deja la electricidad a precios negativos

Los precios de la electricidad están cayendo a cero o incluso a valores negativos en más jurisdicciones.

La medida es parte del plan de la cervecera de impulsar todas sus operaciones con energía renovable para el 2025.

La pesadilla de los días soleados y ventosos se está agravando para concesionarias de servicios públicos con problemas para obtener retornos con centrales eléctricas tradicionales.

Como están apareciendo parques eólicos y solares en más lugares —y su electricidad tiene prioridad para abastecer el tendido eléctrico en muchos sitios—, la cantidad de electricidad generada está superando la demanda en ciertas horas del día.

El resultado: los precios de la electricidad están cayendo a cero o incluso a valores negativos en más jurisdicciones. Esto se suma a los dolores de cabeza que sufren varias generadoras, desde NRG Energy Inc. en California y RWE AG en Alemania, hasta Origin Energy Ltd. en Australia.

Ese costo negativo de la electricidad, que antes no era más que una mera curiosidad durante algunas horas de los ventosos feriados de Navidad, está dándose durante cientos de horas en muchos mercados y poniendo patas arriba los factores económicos de las empresas.

“No hay un patrón horario para tener precios negativos en Bélgica” dijo Marleen Vanhecke, funcionaria de la administradora del tendido eléctrico del país, Elia System Operator SA. “Estos fenómenos son determinados principalmente por la elevada generación eólica en Alemania y una suficiente capacidad de importación hacia Bélgica”.

Bajo cero

Los períodos de precios negativos ocurren cuando hay más oferta que demanda, típicamente durante un mediodía muy soleado o una mañana con ráfagas cuando la demanda ya está baja. En esencia, un precio negativo es una señal del mercado para que las concesionarias cierren ciertas centrales eléctricas. No hace que le reembolsen las cuentas a nadie ni que los medidores eléctricos vayan para atrás.

En vez de eso, la situación suele llevar a los dueños de plantas tradicionales a carbón y gas a interrumpir la producción durante un período pese a que muchas de esas instalaciones no están diseñadas para encenderse y apagarse rápidamente. Así, las concesionarias reclaman que no pueden ganar los retornos que esperaban por su inversión en la capacidad de generación.

Los precios suelen ser negativos en Alemania, la primera economía de peso en impulsar con fuerza las energías renovables. El país está retirando gradualmente los reactores nucleares y la energía a carbón, lo que aumenta la frecuencia de las oscilaciones en el mercado de electricidad.

También exportó sus costos negativos a los mercados a su alrededor. Dinamarca, Bélgica, República Checa, Suiza y hasta Francia registraron horas negativas este año o el pasado.

Solución

Hubo menos días de precios bajo cero en Australia en el 2017 que en años anteriores, pese a que se construyó más capacidad de energía eólica. Allí, Origin Energy acumuló una gran cartera de “plantas para picos” a gas, diseñadas para encenderse rápidamente y solo cuando hace falta.

Plantas como esas —más pequeñas y ágiles que las unidades tradicionales de generación— son la clave para atenuar las fluctuaciones más incómodas en el mercado. Las plantas para picos pueden ayudar al sistema a procesar grandes oscilaciones en la producción de las energías renovables.

“Bill Gates se transformó en el tipo más rico de la Tierra con el fin de la computadora central”, dijo Neil Eckert, presidente de Aggregated Micro Power Holdings Plc, una empresa de servicios de energía que instala centrales eléctricas pequeñas.

“Estamos viendo el fin del sistema central de energía. El mundo tendrá que aprender nuevas técnicas, cómo invertir en la distribución de energía en pequeña escala”, señaló.

Leer comentarios ( )

Ir a portada