México (AP).- La alemana anunció hoy que invertirá US$ 1,000 millones para construir una planta de producción de en México, la última automotriz en destinar recursos en el país en busca de ampliar su presencia en el mercado americano.

Harald Kruger, miembro del consejo de administración de BMW, dijo que la planta será edificada en el estado norteño de San Luis Potosí y que tendrá una capacidad de producción anual de 150,000 vehículos.

Acompañado del presidente , el directivo señaló que la planta de México se sumará a la red de 28 más que tienen en 13 países a nivel mundial.

Dijo que se prevé que la planta comience operaciones en 2019 y dará empleo a 1,500 personas.

Esta será la segunda planta de BMW en Norteamérica. La primera se localiza en Estados Unidos, que recibirá también una inversión adicional para incrementar su capacidad de producción hasta 450.000 vehículos para el cierre de 2016.

"La decisión subraya nuestro compromiso con la región NAFTA", dijo Kruger en referencia al tratado de libre comercio de América del Norte, o NAFTA en inglés, del que son parte desde 1994 México, Estados Unidos y Canadá.

En el continente, la automotriz alemana también construye una planta en Brasil.

El anuncio ocurre una semana después de que las automotrices Daimler y Renault-Nissan dieran a conocer una inversión conjunta de alrededor de 1.360 millones de dólares en una planta también en el norte de México para fabricar vehículos compactos premium de las marcas y .

México ha sido un lugar favorito de inversionistas automotrices, que algunos explican por los salarios relativamente bajos, la cercanía con Estados Unidos y una red de acuerdos de libre comercio con 45 países que da un acceso privilegiado.

Peña Nieto consideró que ese tipo de anuncios muestra a México como un país "confiable para las inversiones, nacionales y extranjeras".

El mandatario refirió que la industria de la manufactura, en particular la automotriz, son actualmente una parte importante de las exportaciones mexicanas. Dijo que mientras en 1980 las exportaciones manufactureras representaban sólo el 20% del total, actualmente significan el 83% de todas las ventas al exterior y de ellas, el 26% corresponde a la industria automotriz.