Diario Expansión de EspañaRed Iberoamericana de Prensa Económica

, el gigante de la distribución por Internet, planea lanzar un al mercado, con lo que ampliaría su ecosistema de dispositivos con sistema operativo propio –una versión modificada de Android–, que ahora mismo se limita a las tabletas Kindle Fire.

La presentación del nuevo producto estaría prevista para junio, aunque el lanzamiento al mercado se produciría en septiembre para llegar a tiempo a la campaña de Navidad, según señala The Wall Street Journal.

El objetivo de Amazon con este nuevo producto sería estimular el consumo de contenidos desde su tienda de aplicaciones. siempre ha sido muy agresiva en precios con sus dispositivos electrónicos, puesto que el modelo de negocio del grupo, al contrario que el de Apple, por ejemplo, no es ganar dinero con los sino con la venta de contenidos –libros electrónicos, películas, música, etc–, lo que le permite comercializar equipos con márgenes muy bajos o incluso a precio de coste.

Esa estrategia ha permitido que Amazon se haya hecho un importante hueco en el mercado de las tabletas con su familia de productos , que a finales de 2013 contaban con cerca de 10% del mercado mundial de este tipo de dispositivos, gracias a las altas prestaciones de su hardware y su precio ajustado.

Las tabletas Kindle Fire se han convertido en un elemento muy importante en la estrategia de Amazon ya que han supuesto el 11% de los ingresos del grupo en 2013 si se tienen en cuenta las ventas por descarga de contenidos digitales, la compra de aplicaciones y los ingresos por publicidad, según Morgan Stanley.

Además, el ecosistema se ha mostrado muy robusto a la hora de generar ingresos, puesto que, según la consultora Distimo, Amazon capta US$0.60 centavos por cada dólar que genera Google en su tienda de aplicaciones , lo que es sorprendente teniendo en cuenta el mucho mayor volumen de dispositivos que existen en el mercado frente a las tabletas de Amazon.

El diario americano informa de que Amazon ha estado mostrando prototipos del teléfono a desarrolladores en San Francisco y Seattle, durante las últimas semanas. Además, su incorporaría soluciones muy novedosas como la implementación de cuatro cámaras en el frontal y una pantalla con capacidad 3D.

Gracias a un sistema de seguimiento de la retina, las imágenes aparecerían como un holograma en la pantalla y parecerían tridimensionales desde todos los ángulos de vista.