El Gobierno del presidente Ollanta Humala ha tenido como uno de sus principales pilares la inclusión social y ha destinado ingentes recursos a programas sociales, sin embargo, cayó a su menor ritmo en una década el 2014 y lo que es más curioso, la desigualada casi ni se movió en este periodo.

El índice de desigualdad, medido con el coeficiente de Gini, se mantuvo el 2014 en 0.44 frente al año previo, donde un puntaje de cero es la igualdad perfecta y uno es la desigualdad absoluta.

Pero desde el 2011, año en que asumió este Gobierno, la desigualdad a penas se movió 0.01 puntos al pasar de 0.45 a 0.44, aun con la fuerte política redistributiva que ha implementado la actual administración.

Los recursos destinados a los programas sociales bajo la administración del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social, como Juntos o Pensión 65, sumaron S/. 4,093 millones, un monto considerablemente mayor a los S/.1,578 millones que se programaron el 2011.

"Comparando los años 2013 y 2014, por área urbana y rural, se observa una estabilidad en la reducción del indicador, similar tendencia se presenta a nivel de región natural. Asimismo, la mayor desigualdad se encuentra en la Sierra", detalla el informe técnico de pobreza 2014 del INEI.

Brechas profundasEl presidente de la Mesa de Concertación de Lucha contra la Pobreza, Federico Arnillas comentó que la desigualdad en Perú todavía es alta por la gran brecha entre los ingresos, pero anotó que es un fenómeno de toda la región.

"Uno puede ver la distancia que hay entre el decil más rico de de las zonas rurales y uno puede ver las profundas distancias que hay en el país. A pesar del avance todavía es un problema serio", mencionó.

En cortoDepartamentos. Unos 12 departamentos muestran un incremento en la anemia en el 2014 respecto al año anterior, mientras que en 13 departamentos del país la anemia se encuentra por encima del promedio nacional, de 46.8%, según el reporte del Ministerio de Salud.