La implementación del Fallo de La Haya no debe demorar, debido a que podría afectar a decisiones de inversión por parte de empresarios tanto en Perú como Chile, consideró , investigador de .

"Los aspectos de la implementación del fallo puede tomar un tiempo, pero creo que las autoridades de ambos países van a hacer todo lo posible por apurar la implementación, ya que una implementación larga podría afectar decisiones de inversión", advirtió.

También añadió que "aunque no se está produciendo en los hechos, podría haber algunos inversionistas que prefieran esperar a que esto se termine de resolver antes de seguir con las inversiones".

Las relaciones comerciales entre Perú y Chile son amplias y de gran magnitud. El ha sido creciente en los últimos años, y actualmente alcanza una cifra de US$ 4,000 millones.

Desde que se presentó la denuncia ante la corte de La Haya en el 2008, a la fecha las inversiones chilenas en el Perú no han parado, así como tampoco las peruanas en Chile, las cuales suman US$ 14,000 millones y US$ 10,000 millones, respectivamente.

"Podría ser que algunas decisiones se hayan retrasado, pero lo concreto es que las inversiones han sido crecientes", añadió Chión.

Según el investigador de Centrum, las relaciones comerciales económicas son tales que a pesar de la importancia que representa el Fallo de la Haya, pasa a un plano secundario respecto a las magnitudes que se han adquirido en dichas relaciones entre ambos países.

"Más de 2,500 empresas en Chile tienen relaciones comerciales con el Perú, siendo este un gran volumen", finalizó Chión.