(Reuters).- La confianza del consumidor en escaló a su mayor nivel en casi seis años y medio en junio, mientras que las ventas de casas nuevas subieron con fuerza en mayo, en las señales más recientes de que la mayor economía mundial está ganando impulso.

El crecimiento se ha acelerado tras un deterioro en el primer trimestre, pero los fuertes datos del martes podrían exagerar la fortaleza de la actividad. No obstante, las cifras se suman a datos del sector empleo, manufacturero y servicios para sugerir un fuerte repunte del crecimiento.

"Esta es evidencia convincente de que la economía continúa expandiéndose", dijo Chris Rupkey, de Bank of Tokyo-Mitsubishi UFJ. "Hace falta mucha confianza para comprar el mayor de los bienes que el consumidor ansía: comprar una casa nueva".

El instituto dijo que su índice de confianza del consumidor creció a 85.2 en junio, en medio del optimismo en torno al mercado laboral. La lectura de junio fue la más alta desde enero del 2008. En otro reporte, el Departamento del Comercio dijo que las ventas de casas nuevas subieron 18.6% a una tasa anual de 504,000 unidades, el mayor nivel desde mayo del 2008.

OTROSÍ DIGO

Casas. Los unifamiliares de EE.UU. subieron menos de lo esperado en abril. El índice compuesto S&P/Case-Shiller de 20 áreas metropolitanas subió 0.2%.