Pesos colombianos se ha visto afectado por el coronavirus, según LAECO. (Getty Images)
Pesos colombianos se ha visto afectado por el coronavirus, según LAECO. (Getty Images)

El peso colombiano, a pesar del cese en la incertidumbre generada por el Brexit y el impeachment de Donald Trump, se ha visto devaluado debido a la volatilidad de los mercados producto del coronavirus, según indica el informe de Alianza Latinoamericana de Consultoras Económicas (LAECO).

En consecuencia, si esta tendencia continúa, el escenario central de una tasa de cambio promedio alrededor de los 3300 COP/USD durante 2020 podría ser modificado. No obstante, según LAECO, hay motivos de alivio en la economía colombiana pues la inflación se desaceleró y se ubicó en 3.6% (interanual) y el crecimiento de 2019 fue de 3.3%.

Ante ello se disminuye la probabilidad de que la inflación no se encuentre dentro del rango meta del 4%, de que sea necesario incrementar la tasa de interés de referencia y afectar negativamente el crecimiento económico.

Sin embargo, este alivio en la inflación podría ser alterado por los desarrollos futuros del coronavirus y la volatilidad en los mercados, que podrían aumentar la inflación de transables. Asimismo, las recientes heladas podrían afectar los precios de los alimentos.

Política

El gobierno de Iván Duque, según LAECO, empezó el 2020 presentando las posibles reformas que se promoverán durante el año. Entre estas se destacan dos, la reforma pensional y la reforma laboral.

Si bien aún no se conocen los detalles sobre cuáles serán las políticas que se plantearán, el Gobierno ya ha comenzado a anunciar algunas medidas.

En el caso de la reforma laboral, la señal más clara es la reglamentación de la contratación por horas. En cuanto a la reforma pensional, por su parte, no se ha anunciado ninguna medida, según señala el informe.

Esto último ha permitido que el debate económico tenga propuestas por parte de los gremios y centros de investigación económica que van desde la eliminación del régimen de prima media hasta la eliminación de los fondos privados.

A pesar de que estas propuestas pueden traer beneficios a la sociedad colombiana, es aún muy temprano para evaluar sus efectos, dada la falta de información de la totalidad de las políticas. Asimismo, se tiene certeza que se están convocando marchas en contra de estas reformas para el 25 de marzo.