María Claudia de la Barramdelabarra@diariogestion.com.pe

El comercio entre y se ha venido incrementando de forma significativa en los últimos años. Así, hoy el grande asiático se ha convertido en el principal socio comercial de países como Perú, Chile y Brasil, pasando a ser el segundo mayor comprador de productos de la región, después de Estados Unidos.

En ese sentido, las expectativas que se tienen respecto al intercambio comercial de nuestro país con la segunda mayor economía del mundo son alentadoras gracias a las altas expectativas de demanda por nuestros productos y a las medidas de apertura comercial que el Perú ha mostrado en los últimos años. Así lo aseguró, Othman M. Gamero, director del área de Comercio Exterior en Latinoamérica del .

"El flujo de comercio entre las economías emergentes se ha estado incrementando alrededor de 10% en los últimos 5 años, mientras que los flujos entre las economías emergentes y los países avanzados entre el 3% y el 5%. Y esa tendencia se va a seguir manteniendo. Perú, por ejemplo, representa el 6% del flujo comercial que tiene la región con China y tiene un papel preponderante en dicha estrategia de comercio por ser una de las economías de mayor apertura y de mayor crecimiento económico en la región", sostuvo.

Como se sabe, más del 90% de las –que ascendieron a US$ 183,9 millones en agosto, 15% del total de los envíos– son principalmente de metales, como el cobre y el plomo, y de harina de pescado.

Respecto a ello, Gamero dijo que si bien el tema de la volatilidad del precio de las materias primas puede perjudicar nuestra economía y muchas otras latinoamericanas, dado el contexto internacional, los commodities se mantendrán como el principal atractivo de las exportaciones de la región, debido a las perspectivas de crecimiento de la demanda China.

"Es por ello que Perú, Colombia, Panamá, parte de Ecuador, y Brasil, al ser grandes productores de commodities, son el eje fundamental de la estrategia y del comercio que hay entre China y América Latina", precisó.

RetosEn el camino hacia un mayor intercambio con China, Gamero habló de la importancia de que las instituciones financieras busquen cada día "exploraciones" hacia nuevos mercados con el fin de que los clientes tengan una visión más clara del funcionamiento en ambos continentes.

Así, Gamero explicó la estrategia que ha implementado Citibank en el diseño de productos específicos, como el financiamiento en yuanes o renminbi (moneda china).

"Somos el primer banco en Latinoamérica capaz de emitir cartas de crédito en renminbi. Nuestra labor como institución financiera es velar para que nuestro clientes tengan soluciones específicas hacia lo que son los flujos con China", comentó.

En esa línea, mencionó también la necesidad de que las empresas locales se adapten "mucho más rápido" a las tendencias globales, empezando por la diversificación de sus monedas de negociación. "El reto no es solamente a nivel de empresas de servicio y bancos, sino también a nivel del empresariado".

"Las empresas que antes estaban acostumbradas a tomar posiciones puramente en dólares o en euros, ya tienen que comenzar a visualizar la posibilidad de diversificar su moneda. Esto va a beneficiar a los exportadores por un tema de valorización de la moneda, va a beneficiar a los importadores, para evitar el cambio de varias monedas para un término de pago y va a hacer muchos más efectivos sus costos de producción", culminó.