Una de las propuestas para evitar los conflictos sociales y que la población sienta el efecto positivo de la minería es adelantar las obras públicas a la entrada en operación de un proyecto minero, planteó el ministro de Economía y Finanzas, Luis Miguel Castilla.

"Adelantar obras púbicas es algo esencial contempló. Asegurarnos de que haya una adecuada cobertura de agua y saneamiento y que lo vea antes de convivir con una explotación minera". Y recalcó: "el Estado está comprometido en adelantar estos servicios".

También sostuvo que hay formas de mejorar el uso del canon de la industria extractiva; sin embargo, aclaró que utilizarlo para gasto corriente es complicado por su volatilidad.

"Hay formas de mejorar el uso del canon que viene de la minería y de la industria extractiva estimó, pero abrir los recursos del canon a gasto corriente es un debate bastante complicado, porque sería financiado con valores volátiles".

Sin embargo, la idea es tentadora. informó que el sector minero representa el 12% de los ingresos al Estado, donde más del 75% proviene del Impuesto a la Renta. Pero advirtió: "De por sí esto es una fuente importante de ingresos, pero también genera vulnerabilidad porque depende de los precios internacionales y puede afectar las finanzas públicas".

Mostró un ejemplo: "una caída de 35% en los precios internacionales de los recursos naturales implicaría una caída de los ingresos fiscales equivalente al 1.2% del PBI".

"Esto es importante resaltó, porque si vemos la última crisis internacional que azotó al mundo en el 2009, hubo una reducción importante de los ingresos fiscales, no solamente por una menor actividad económica sino una reducción coyuntural de los precios internacionales".

"Aún así repitió debemos ver de darle mayor uso a estos recursos (del canon) que suelen estar embalsados y no se convierten en dinero bien utilizado en obras que el país requiere".