El crecimiento de la economía del Perú se ubicará por debajo de 4% en el 2014 y será de 5.5% en el 2015 manifestó el (BCP) en su Reporte Semanal Macroeconómico.

"Si bien el crecimiento del 2014 podría resultar por debajo de 4%, en el 2015 esperamos como escenario base un crecimiento del PBI de alrededor de 5.5% debido a la recuperación de los sectores primarios al disiparse los factores transitorios del presente año", explicó la analista de Estudios Económicos del BCP, .

Añadió que se espera el inicio de construcción de grandes proyectos de infraestructura ya concesionados y la entrada en producción de nuevos proyectos mineros, siendo estos factores junto con el impacto de las medidas monetariasy fiscales implementadas en los últimos meses, los que generarán un impulso adicional en el crecimiento económico del 2015.

Según el BCP, la desaceleración observada a lo largo del primer semestre del 2014 responde a factores permanentes y transitorios.

Entre los factores permanentes destacan la caída de los términos de intercambio y la depreciación de casi 10% del nuevo sol durante el 2013.

En cuanto a los factores transitorios, estos han golpeado principalmente a los sectores primarios y la inversión pública subnacional. Por el lado de minería, menores niveles de producción en Antamina, y el retraso de producción en Toromocho, afectaron la producción durante el primer semestre del 2014, lo que generó menores volúmenes de producción de oro (-16.2%) y zinc (-13.4%), a pesar del aumento en la producción de cobre (9.4%).

El subsector agrícola, por su parte, se vio afectado por problemas climáticos, a lo que se le sumó la plaga de la roya amarilla, perjudicando directamente la producción de café. Asimismo, los cambios climáticos generaron menores desembarques de anchoveta, debido a que la temperatura del mar fue superior a sus niveles normales.

Si bien a medida que se disipe el efecto de los factores transitorios, lo que permitiría que la economía se recupere gradualmente, aún las señales de recuperación son mixtas, afirma el BCP.

Los datos adelantados de julio como la caída de despachos de cemento (-4.1%), venta de vehículos ligeros (-10.6%), expectativas empresariales (50.6), expectativas del consumidor (56.0) y empleo dependiente (1.2% a mayo), muestran esta recuperación mixta.