El presidente Barack Obama anunció hoy que ha decidido que Estados Unidos , pero buscará apoyo del Congreso, que debe terminar su receso de ley el 9 de setiembre. Un mostró que esta decisión le costaría US$ 100 millones inicialmente solo en misiles.

"El costo iniciaría en US$ 100 millones, si es que se realiza como se ha anunciado", declaró Gordon Adams para el portal estadounidense, exfuncionario del Departamento de Defensa durante la administración de Bill Clinton.

El escenario más probable para un "castigo" a Siria, en respuesta al uso de armas químicas del , que el Gobierno de EE.UU. asegura haber comprobado, sería un ataque a tierra con misiles crucero de los buques destructores de la Marina.

Cada uno de estos misiles Tomahawk, que alcanza 1,852 kilómetros, evade los radares y explota a pocos metros de sus objetivos, cuesta US$ 1.1 millones, según la Marina. "Los destructores generalmente cargan docenas de ellos", dijo Adams.

Hasta la fecha, se ha confirmado que son cinco los , listos para el ataque: USS Gravely, USS Mahan, USS Barry, USS Stout y USS Ramage.

"Las naves, los misiles y los salarios ya han sido pagados", continuó Adams. "Podría haber un incremento en el costo por decenas de millones si se operan las naves fuera de su rutina establecida", precisó.

Otras guerrasTomando a como ejemplo, el gastó US$ 1.1 mil millones entre abril y setiembre del 2011 para lanzar ataques que destruyeran las defensas aéreas del país y establecer una zona prohíbida para vuelos. En el primer día de asalto, se dispararon 110 misiles Tomahawk.

Según una infografía de USA Today, Iraq viene costando US$ 814 mil millones a Estados Unidos, desde marzo del 2003 hasta hoy, mientras que Afganistán bordea los US$ 700 millones desde octubre del 2001 al presente.