Hipotecas de entre US$ 50,000 y US$ 120,000 son las que más migran a soles

Bancos toman en cuenta el monto y plazo de deuda pendiente para definir la tasa de interés en soles. Para hacer canje se usa tipo de cambio preferente, menor al de ventanilla.

Por: Redacción Gestión

Al tener plazos más largos e involucrar montos importantes, los créditos hipotecarios en dólares están entre las modalidades de financiamiento con mayor riesgo cambiario.

El tipo de cambio , que cerró el viernes último en S/. 3.085, acumula un alza de 9.86% en los últimos 12 meses y ha avanzado 3.52% en lo que va del año.

El fortalecimiento del dólar frente al sol se mantendría en los próximos meses y según la mayoría de analistas terminaría el año en S/. 3.02, es decir, con un alza de alrededor de 5% en el 2014.

Este escenario está impulsando a cada vez más personas a canjear sus deudas en dólares por préstamos en soles para así evitar el incremento de las cuotas de pago mensual, si es que perciben sus ingresos en soles (Gestión 05.02.2015).

Este interés por migrar la moneda de la deuda es más acentuado en los créditos hipotecarios y se ve reflejado en el mayor volumen de solicitudes para hacer dicho cambio, señaló a Gestión Pamela Humala, gerente de Producto Hipotecario del Banco de Crédito BCP.

"Por ejemplo, en el mes de enero se duplicaron las solicitudes por este concepto. Esperamos que esta tendencia se mantenga", indicó.

"Hemos recibido solicitudes de migración de todos los montos. No obstante, hay una mayor concentración en el rango entre US$ 50,000 y US$$ 120,000", detalló.

Requisitos Pero, ¿cuáles son los requisitos para hacer un canje de deuda hipotecaria de dólares a soles? Patricia Humala explicó que es un proceso que en promedio demora unos diez días útiles y que empieza cuando el cliente que está al día en sus pagos se acerca al banco portando su DNI.

"A diferencia de un crédito nuevo (en la migración de deuda) no les pedimos las boletas de pago ni ningún documento de ingreso porque el crédito ya fue evaluado en su momento". Si la tasación de la vivienda se realizó hace más de tres años debe presentar también su declaración jurada de autoavalúo, añadió.

El BCP viene convirtiendo créditos hipotecarios desde montos de US$ 20,000 hacia arriba. "Sin embargo, si viene un cliente con una deuda menor podemos evaluarlo de todas maneras", dijo.

Según la ejecutiva, estos últimos clientes van a tener que analizar si les conviene o no hacer la migración pues hay costos asociados al proceso.

Tomada la decisión se acercan al funcionario de negocio del banco quien calcula las condiciones de la nueva hipoteca en soles. "Tiene en cuenta el monto y el plazo pendiente (de la deuda en dólares), en base a esto se define que tasa en soles se le puede dar", detalló.

Si el cliente acepta esas condiciones firma una solicitud y un par de documentos más y el banco inicia el procedimiento. Dos o tres días después un procurador de la notaría busca al deudor para que firme el nuevo contrato del crédito.

Con esa firma el banco iniciar el proceso de desembolso, y el cliente se debe acercar a la notaría para firmar los documentos y la escritura pública.Finalmente, la entidad bancaria cancela el crédito en dólares y generar uno nuevo en soles.

Humala explicó que para la conversión del préstamo a soles se utiliza el tipo de cambio preferencial de ese día. ¿Cuál ese tipo de cambio? Es uno menor al que se cambia en la ventanilla del banco y que varía diariamente, precisó.

Para fijar la tasa de interés en soles también se toma en cuenta el perfil de riesgo del cliente. "Tal vez en un primer momento la cuota no parezca tan atractiva, pero en el tiempo de todas maneras lo será", indicó.

Según la Asociación de Bancos (Asbanc) el índice de dolarización de las hipotecas continuó disminuyendo y retrocedió hasta 34.7% en enero del 2015, cifra inferior al 35.3% y 40.7% de diciembre del 2014 y enero del 2014, respectivamente.

*Gastos para canjear deuda pueden llegar a S/. 1,000 *Entre los costos que asumirá la persona que opta por cambiar a soles su hipoteca en dólares están los gastos registrales y notariales.

Hay que escribir nuevamente la hipoteca en registros públicos, pagar tramites notariales y si la tasación de la vivienda es de hace más de 3 años debe cubrirse gastos adicionales, detalló Pamela Humala, gerente de Producto Hipotecario del BCP.

"En promedio, (los gastos) están entre S/. 400 y S/. 1,000, dependiendo de las características del inmueble", estimó.

Explicó que los gastos registrales van depender de cuántas fichas registrales tenga el inmueble. "Hay algunos que tienen en una ficha la vivienda, en otra el estacionamiento y en otra el depósito. A más fichas el costo se puede incrementar", indicó.