Consumo con tarjetas de crédito se reactivará en campaña navideña, prevé la banca

Fernando Arrunátegui, de Asbanc, consideró que esta situación será resultado de las mejores expectativas para el consumo privado, en especial de las familias ante una mayor confianza. Estimó que el crédito hipotecario y vehicular resurgirá en el primer trimestre del 2017.

desc video ooyalaaaa

Por: Redacción Gestión

Luego de la segunda vuelta electoral, en la que resultó ganador el presidente Kuczynsky, diversos indicadores de expectativas de confianza del consumidor privado – con especial énfasis al dirigido a las personas – comenzaron a mostrar resultados positivos.

Dado que, en los primeros seis meses del año, este indicador y sobre todo el gasto de las familias, registraba crecimiento de un dígito, lo que se notaba en la colación de las tarjetas de crédito.

Esta situación se puede percibir en el último reporte del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI), en la que se muestra que el número de tarjetas de crédito apenas repuntó en 3.13% en julio de este año en comparación a similar periodo del 2015.

El peor mes fue enero de 2016 que tuvo una caída de 1.07%. No obstante, para la banca un punto de inflexión de esta tendencia se verá en la campaña navideña del 2016, que registrará números superiores a la del 2015, con resultados de dos dígitos para la colocación de las tarjetas de crédito.

Fernando Arrunátegui , presidente del Sistema de Relaciones con el Consumidor de la Asociación de Bancos (Asbanc), consideró que por el lado del consumo privado, la campaña navideña será un punto de cambio positivo para el consumo y para el crédito.

¿Se espera que la campaña navideña del 2016 sea mejor que la del 2015? "Si comparamos la del 2016 con las 2015, deberíamos crecer a dos dígitos, a tasas de 10%, en la medida que la confianza del consumidor mejore. Una gran proporción de las compras navideñas se hacen con tarjetas créditos, con lo cual se estaría reactivando el consumo de tarjeta de crédito", detalló a Gestión.pe.

Esta situación expectante, no será similar para los créditos vehiculares e hipotecarios. El representante de Asbanc estimó que ambos comenzarán a resurgir recién en el primer trimestre del 2017.

"Los créditos vehiculares no han crecido sino se han caído, dado que cada vez se colocan menos créditos para la compra de un vehículo. También ha disminuido la colocación de crédito hipotecarios (hasta agosto), lo que ha originado que el precio de las viviendas, en algunas zonas de Lima por ejemplo disminuya o se estabilicen", refirió el economista.

En esa línea, apuntó que los créditos que crecerán más rápido cuando las familias empiezan a ganar confianza serán las de corto plazo.

"Partimos del hecho que un motor del crecimiento de la economía es el consumo privado. Esta se ha desacelerado de forma marcada, lo que ha traído como consecuencia la desaceleración de la colocación de créditos. La tasa de crecimiento de las tarjetas de crédito es de un dígito, ya no de dos como era hace dos años atrás. Ante lo cual algunas empresas bancarias han lanzado productos para incentivar el consumo como la aparición de tarjetas de crédito sin cobrar intereses por cierto tiempo o la eliminación de la comisión interplaza. Este tipo de medidas están destinados a incentivar el consumo y reactivarse al ritmo que antes estaba", explicó.

El economista opinó que, una medida que podría reactivar el consumo de las familias, es a través de una política de estabilidad del tipo de cambio lo que podría promover que las familias adquieran viviendas.

"La segundo son acciones micro, estas son, bajando los costos de los créditos y disminuyendo las comisiones y la tercera facilitando el acceso al crédito con trámites menos complejos y la información de los productos financieros sean transparente", especificó el especialista.