Turquía se debate entre alianzas: ¿con EE.UU. o con Rusia?

Hace pocos días el presidente estadounidense Donald Trump tuiteó que las relaciones con Turquía "¡no son buenas en estos momentos!” y anuncio aranceles contra ese país, lo que provocó una caída estrepitosa de la moneda turca.

El presidente de Turquía dijo que desafiarán las presiones de EE.UU. (Foto: AP)

Por: Agencia AP

Las relaciones de Turquía con Estados Unidos están cayendo en picada mientras el país se acerca a Rusia, generando temores de un cisma grave en el seno de la OTAN.

Pero en realidad en el presidente turco podría estar tratando de mantener un delicado equilibrio: inclinándose hacia Rusia en momentos en que se deterioran las relaciones con Washington debido a la detención en Turquía de un pastor religioso estadounidense.

Hace pocos días el presidente estadounidense Donald Trump tuiteó que las relaciones con Turquía "¡no son buenas en estos momentos!” y anuncio aranceles contra ese país, lo que provocó una caída estrepitosa de la moneda turca.

El presidente turco Recep Tayyip Erdogan habló por teléfono con el ruso Vladimir Putin esa misma tarde, y ambos prometieron estrechar la cooperación en las áreas de defensa, energía y comercio.

Cambiar de alianzas es algo conocido para Turquía, situado estratégicamente entre Europa y Asia y con frecuencia atrapada en el fuego cruzado de diversas disputas en el Medio Oriente.

Pero a pesar de la vulnerabilidad de su país, Erdogan parecía estar dando señales de que tiene otros amigos aparte de alianza que data de la era de la Guerra Fría, cuando sirvió de barrera de defensa contra la expansión soviética.

Desde el punto de vista de Turquía “Estados Unidos es una amenaza mayor que Rusia” debido a las discrepancias que los países tienen sobre varios temas, dijo Sener Akturk, profesor de política internacional de la Universidad de Koc en Estambul. Estados Unidos se ha convertido “en un aliado que hay que mantenerlo lejos, y al que se debe balancear con una cooperación con Rusia”.

Entre las discrepancias entre Estados Unidos y Turquía están el apoyo estadounidense a los combatientes kurdos en Siria que Turquía considera terroristas; los pedidos de Turquía de que Estados Unidos extradite a Fetula Gulen, un religioso musulmán que Turquía considera responsable de un fallido intento de golpe de estado en el 2016, y la detención en Turquía del pastor norteamericano Andrew Brunson, acusado de terrorismo.

Una carta que Turquía tiene es su promesa de comprarle a Rusia sistemas de misiles tierra-aire S-400. Estados Unidos y la OTAN dicen que esos misiles son capaces de superar los equipos de la OTAN y podrían causar problemas de seguridad.