Compre un auto sin sacrificar su presupuesto

La planeación oportuna y realista le permitirá mantener una situación financiera sana, aun con la obligación del pago del vehículo.

Especial Tu Dinero.
Adquirir el auto que desea no tiene que ser una sentencia para su cartera si hace un análisis de qué tipo de vehículo puede costear, y si planea correctamente su presupuesto.

La firma Kavak, de México, considera que algunos de los factores que ponen un freno importante a quienes quieren adquirir un automóvil son el aumento de la inflación y la inestabilidad por temas políticos. Sin embargo, las buenas prácticas y la planeación son la receta para no preocuparse por eso.

“Lo más importante cuando decide comprar un auto es analizar todas sus opciones, desde cuál es el coche que mejor se adapta a lo que busca, hasta a través de qué medio adquirirlo”, asegura Loreanne García, directora de Estrategia y Cofundadora de Kavak, startup de compra y venta de autos usados.

“Como compradores tenemos muchas herramientas que nos permiten realizar una compra más informada y menos riesgosa para nuestras finanzas”. Hacer su plan financiero requiere de otras consideraciones importantes. Por ello, la firma recomendó lo siguiente.

1. Considere un auto usado. Su situación y sus prioridades al adquirir un coche son el principal factor. “Si lo vemos desde un punto de vista financiero, cuando un auto nuevo sale de la agencia va a perder entre 15 y 30% del valor aproximadamente. Si perder esa cantidad se compensa con otros ingresos o por su deseo de tener un coche del año, puede que funcione para usted; pero si está buscando el modo de cuidar su dinero, lo mejor es optar por un auto usado”, explica. La recomendación es adquirir un auto de uno o dos años anteriores, verificando que la persona que lo vende haya tenido buenos cuidados.

2. El mejor auto es el que se adapta a sus necesidades. Ajustar su presupuesto no significa que tenga que adquirir algo que no le satisfaga. El problema es planear toda su compra con base en un vehículo que le gusta, pero que no tiene la posibilidad de comprar.

“Casi todas las decisiones de compra que tomamos son primordialmente emocionales, 90% de las veces ni siquiera las razonamos”, argumenta la compañía en un comunicado, por lo que recomienda que primero piense en cuál es la necesidad básica que quiere cubrir, como ir al trabajo, llevar a sus hijos a la escuela o salir a carretera.

3. Planee cuánto destinar a su compra. El límite para destinar a la compra de un auto, recomienda la firma, es 10% de sus ingresos.

“Hay quienes suelen recomendar hasta 15 o 20%, pero tenga en mente que a ese número debe aumentar los costos del seguro, mantenimiento, imprevistos, placas y todos los demás gastos por impuestos. Esto incrementa la inversión a 25 o 27%”, explica.

Diario El Economista
Red Iberoamericana de Prensa Económica (RIPE)

RELACIONADAS

ÚLTIMA HORA ver todas

BLOGS ver todos

Economía para todosCarlos Parodi

¿Cómo se puede reactivar la economía perua...

@infraestructuraRosselló Abogados

¿EL RELANZAMIENTO DE LAS APPS?

Diálogo a fondoFondo Monetario Internacional

El FMI apoya los Objetivos de Desarrollo Sost...

JuegomaniáticosJuan Pablo Robles

UCAL crea la carrera de Marketing e Innovaci...

Herejías EconómicasGermán Alarco

Concentración y sobrecostos

WALL STREET VER TODOS

Será noticia

JOSÉ ANTONIO MONTENEGRO