Noe Bernacelli se sale del patrón y lanza primera colección para hombres

Con “Black mambo”, compuesto por 17 outfits, el diseñador proyecta que el público masculino incremente a 60% en diciembre de este año.

Desde que Noe Bernacelli debutó en el mundo del diseño de modas, hace ocho años, se concentró en el segmento femenino. Sin embargo, desde hace un tiempo, varios hombres –“especialmente los esposos de mis clientas”– empezaron a consultarle sobre las prendas que usaba.

“Me preguntaban por la chaqueta, camisas o zapatos que lucía, y yo les comentaba que la ropa que usaba era diseñada por mí y mis sastres. Así, las demandas incrementaron y decidí ampliar el segmento al que me dirigía”.

El año pasado, en LIF Week Verano 2017, expuso algunas prendas que lindaban con una versión masculina, aunque no llegó a incursionar del todo en el nuevo terreno.

Pero fue a fines del 2016, durante cuatro meses, y de la mano de la marca Barrington, Bernacelli diseñó la colección ready-to-wear para otoño-invierno “Black Mambo”.

Detalles y novedades
En la nueva colección, enfocada en hombres ejecutivos y cosmopolitas, Bernacelli se inspiró en Nueva York de los años 30, tribus urbanas de la época, así como en su propio estilo de vida.

“Es un reflejo de mí como artista, diseñador y hombre. No propongo nada que yo no fuera a usar. Esta colección está dirigida a hombres de ahora, divertidos, sofisticados, elegantes y masculinos”.

“Black Mambo”, presentada en la última edición de Lima LIF Week, está compuesta de 17 outfits, que comprenden desde un blazer hasta chaquetas y ternos hechos con lana, alpaca suri (que representa las piezas más costosas) en colores azul, negro, gris y bordeaux.

Estas prendas, de acuerdo al diseñador, se pueden lucir en casi cualquier tipo de evento. “Puede ser un cóctel, un matrimonio, un viaje de negocios, o cualquiera otra ocasión”, agrega.

Pronta proyección
La colección “Black Mambo” ha tenido “buena acogida” en el atelier de Bernacelli, en Miraflores, en las últimas semanas. Tanto, que hoy el segmento masculino ocupa un 30% del promedio de las ventas, explica Bernacelli.

“Antes ya éramos un referente en el vestir para las mujeres y nos definíamos como una marca sofisticada. Por ello, fue más fácil dirigirnos a los ejecutivos que buscan buenos acabados”.

No obstante, el diseñador proyecta incrementar la cifra hasta 60% hasta fin de año con la venta de estas prendas que van de los US$ 300 en adelante.

Estrategias para los objetivos
Para cumplir dichas metas a corto plazo, a fines de junio Bernacelli realizaría un desfile privado únicamente con prendas para hombres.

En tanto, en la pasarela de la próxima edición de LIF Wike, que se llevaría a cabo en octubre, presentará una nueva colección para el sector masculino para la temporada primavera-verano, además de nuevas prendas para novias a las que ha acostumbrado a sus seguidores.

ÚLTIMA HORA ver todas

BLOGS ver todos

Reglas de JuegoPIERINO STUCCHI

Oportunidades de mejora de la Regulación par...

Herejías EconómicasGermán Alarco

¿Mejora regulatoria o desregulación?

Palabra de GestiónJulio Lira Segura

Abriendo camino a la simplificación y calida...

Consumer PsycoCristina Quiñones

Uno es su trabajo, no su Curriculum Vitae

Empresa & FamiliaPablo Dominguez

¿Por qué seguir trabajando por la empresa f...

WALL STREET VER TODOS

Será noticia

JOSÉ ANTONIO MONTENEGRO