Editorial: Un resultado para tomar con pinzas

Editorial de Gestión. “Si bien se trata de una buena noticia, los retos de marzo son muy diferentes a los que se tenían en enero”.

EVOLUCIÓN DE LA ECONOMÍA. El PBI se expandió 4.81% en enero, la tasa más alta desde agosto último. En otras circunstancias, ese resultado sería alentador, pero considerando los problemas políticos y económicos que afronta el Gobierno, si bien se trata de una buena noticia, los retos de marzo son muy diferentes a los que se tenían en enero. Para empezar, ha sido necesario inyectar confianza en los agentes económicos para estimular el crecimiento, que por causa del “efecto Odebrecht” será inferior al que se proyectaba meses atrás.

Ese paquete, anunciado a fines de la semana pasada, contempla varias medidas. Sin embargo, varias de ellas tendrán que pasar por el tamiz del Congreso, cuya mayoría opositora no parece muy dispuesta a aligerarle la carga al presidente Kuczynski. Salvo que se opte por usar un decreto de urgencia.

Otro factor que presionará en mayor medida al PBI de marzo será el clima. Las lluvias, desbordes y huaicos impactarán negativamente en la producción –sobre todo agrícola– de las zonas afectadas. Si bien la reconstrucción generará actividad económica y puestos de trabajo (temporales), esto no ocurrirá ahora sino dentro de unos meses, pues hay que tener en cuenta que las autoridades gubernamentales se toman su tiempo para poner manos a la obra.

El Gobierno también tiene el reto de reactivar los sectores no primarios, que en cierta medida son el objetivo del paquete de estímulo. En enero, la manufactura creció, por tercer mes consecutivo, aunque el impulso se debió a las industrias vinculadas con la pesca. La manufactura no primaria apenas se expandió 0.4% y apuntó su primer resultado positivo desde abril del 2016. El comercio continúa enfriado (0.95%) y la construcción sumó otro mes más en rojo.

Estos magros resultados afectan la creación de empleos. Junto con los datos mensuales del PBI a nivel nacional, el INEI publica cifras del empleo, pero solo para Lima (y Callao). En el trimestre diciembre-febrero, la población ocupada en la capital apenas aumentó 1%, en tanto que el desempleo se ubicó en 7.7% y afectó principalmente a jóvenes y mujeres. Un síntoma de la escasa oferta laboral es el incremento del número de vendedores ambulantes.

ÚLTIMA HORA ver todas

BLOGS ver todos

Riesgos FinancierosGregorio Belaunde

La Capacidad de Adaptación, Mitigante del Ri...

El cine es un espejoRaúl Ortiz Mory

El planeta de los simios: la guerra

Minería 2021Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP)

¿Alguien habló de Competitividad?

Consumer PsycoCristina Quiñones

Insights Culturales: Arequipa, más que rocot...

Herejías EconómicasGermán Alarco

Nuevos retos internacionales

WALL STREET VER TODOS

Será noticia

JOSÉ ANTONIO MONTENEGRO