Auge de oficinas compartidas se traslada a bares y restaurantes

El modelo de convertir comedores o bares en oficinas compartidas es atractivo para propietarios de restaurantes, ya que ofrece una nueva fuente de ingreso durante la jornada laboral, cuando sus espacios normalmente están vacíos.

(Foto: Bloomberg)
(Foto: Bloomberg)

(Bloomberg).- A las 7 de la mañana hace unos días, Simon Collins estaba en su oficina en Nueva York en una conversación por video con China.

El consultor del mercado de la moda estaba a punto de comenzar a hablar de sus planes para una próxima conferencia que está organizando, antes de que su colega de ultramar le interrumpiera: “¿Estás en el comedor de tu abuela?”

En realidad, estaba en Public, un restaurante tenuemente iluminado y con mesas de roble oscuro y decoración vintage en Nolita, un barrio de moda en Nueva York. El restaurante, calificado con puntaje estelar por Michelin, se transforma cada mañana en un espacio de trabajo para profesionales independientes y trabajadores freelance.

Una startup local llamada Spacious Inc. dirige una red de cinco locales de esta categoría híbrida —restaurante-oficina— que está encontrando un nicho entre la gente que busca un lugar para trabajar que sea más barato que WeWork, pero más tranquilo y confiable que Starbucks.

Spacious es uno de varios nuevos negocios que han dado un inusual giro hacia el trabajo compartido. El modelo de convertir comedores o bares en oficinas compartidas es atractivo para propietarios de restaurantes, ya que ofrece una nueva fuente de ingreso durante la jornada laboral, cuando sus espacios normalmente están ociosos.

[Etiqueta]


[Miembros de Spacious trabajan en el bar de Public. Foto: Bloomberg]

Es especialmente atractivo para el sector de los servicios alimenticios, cuyos márgenes ya bajos se han contraído aun más. “Caminar por delante de una cafetería y ver a todos amontonados unos encima de otros, y ver un hermoso restaurante vacío al lado, parecía una oportunidad natural”, dijo Preston Pesek, cofundador y máximo responsable de Spacious.

Los espacios de trabajo compartido, donde las personas alquilan escritorios y oficinas junto con otros profesionales independientes, se han convertido en una sensación global, liderada por WeWork Cos.

La compañía con sede en Nueva York fue valorada en más de US$ 17,000 millones el mes pasado después de una inversión de SoftBank Group Corp. WeWork ofrece a los miembros refrigerios gratuitos y acceso a barriles de cerveza en la oficina. Cuenta con 162 oficinas en 41 ciudades de todo el mundo.

La ciudad donde nació WeWork es una de las capitales de trabajo compartido del mundo. Las propiedades comerciales de trabajo compartido en Nueva York se han multiplicado por cinco en los últimos cinco años, según Jonathan Mazur, director gerente de la firma inmobiliaria Newmark Grubb Knight Frank.

La ciudad, con su alta concentración de restaurantes y bares, ofrece muchas opciones para Spacious y sus rivales, como WorkEatPlay y KettleSpace.Empresas similares están comenzando en Austin, Texas y Tel Aviv.

Por lo general, no ofrecen tantos beneficios como WeWork, pero proporcionan a los miembros Wi-Fi rápido, impresoras, artículos de oficina y café. Las suscripciones van desde US$ 95 a US$ 110, lo cual es alrededor de la mitad del costo de un escritorio en WeWork.

Pero debido a la alta rotación en la industria de restaurantes, la ubicación favorita de uno puede no durar para siempre. Collins quedó decepcionado cuando se enteró recientemente que Public perdió su contrato de alquiler y cerrará en junio. Se trasladará a La Sirena o algún otro sitio de Spacious, dijo: “Siempre es triste ver que cierre un buen restaurante”.

ÚLTIMA HORA ver todas

BLOGS ver todos

Zona de IntercambioJulio Guadalupe

“Facilitación con Camiseta”

JuegomaniáticosJuan Pablo Robles

Final del Campeonato Zegel Ipae en Dota 2 y P...

Analizando tus inversionesDiego Alonso Ruiz

¿Quién es quién en el mercado automotriz?

Divina EjecutivaFiorella

La importancia en los pequeños detalles

PREGUNTA
DEL DÍA

WALL STREET VER TODOS

Será noticia

JOSÉ ANTONIO MONTENEGRO